Compartir

Prensa Fundación Museos Nacionales (09.12.14) La cuarta edición del encuentro de arte Octubre joven, que cuenta con el apoyo del Ministerio del Poder Popular para la Cultura, a través del Instituto de las Artes de la Imagen y el Espacio-Iartes y la Fundación Museos Nacionales – Museo Alejandro Otero y Museo de Arte Valencia, ya tiene ganadores.

El pasado jueves 4 de diciembre, en la sede del Museo de Arte Moderno Jesús Soto, de Ciudad Bolívar, las propuestas seleccionadas -tras la convocatoria nacional- y presentadas por 36 jóvenes creadores venezolanos fueron evaluadas por el jurado conformado por Nathiam Vega, directora general del Museo de Arte Valencia, y por el Maestro guayanés, Jesús Alexis Bello, notables especialistas en el ámbito artístico contemporáneo. La premiación fue otorgada de la siguiente manera:

Alejandro Ernesto Pravia fue merecedor del Premio Octubre Joven 2014 (que incluye un reconocimiento en metálico por Bs. 30 mil, cortesía del Instituto de las Artes de la Imagen y el Espacio-Iartes) y la participación con una muestra individual en la programación expositiva del año 2015 del Museo de Arte Moderno Jesús Soto, por su proyecto fotográfico Nosotros, los reconciliados, una serie de diez piezas presentada por este nóvel artista plástico, de apenas 21 años, representante del estado Bolívar.

Pravia explica sobre la conceptualización de su propuesta: “Antes de participar en Octubre joven seguía explorando la fotografía, de manera muy experimental. Seguía sin terminar de encontrarme como fotógrafo hasta que dí con los desnudos artísticos -que me interesaban mucho- y me dispuse a trabajar en un juego de luces, con larga exposición (…) pero luego me di cuenta que eran conceptos que luchaban entre sí (…). Venía trabajando mucho las yuxtaposiciones, así que decidí seguir por ese camino, jugué con las fotos hasta que me dí cuenta que luces y sombras podían ser aprovechadas. Así fue que desarrollé el concepto de crear nuevas figuras humanas a través de las luces que inciden en los cuerpos y las sombras que proyectan. Hecho del que nace el nombre Nosotros, los reconciliados. Porque cuando hacemos las paces con nuestras sombras espirituales y las integramos a nuestras luces, virtudes, renacemos como individuos, nos transformamos, somos nuevos. Además, resultaba en un paseo visual interesante, apoyado con algunos contextos sintonizados con el lenguaje corporal, el cual evoluciona, iniciando con personas de posturas rígidas y reprimidas, pasando a través de momentos de resistencia, reflexión y resignación hasta llegar a un lenguaje de soltura, libertad y perdón. Estas personas se han reconciliado con sus sombras y con sus luces, por consiguiente consigo mismas”.

También refirió Pravia que para su trayectoria artística Octubre joven significa mucho. Hasta ahora ha siso mi participación más grande en una exposición. Confieso que de pronto sentí que no podría participar (…) pero recibí mucho apoyo. Resultó ser tremenda plataforma, porque no es sólo mostrar el trabajo, como lo hago en las redes sociales de fotografía y arte en que subo mucho de lo que hago, sino que también incluye el ojo de quienes saben de arte, sus valiosas opiniones, los buenos comentarios y el prestigio de que el trabajo esté en un museo, lo que es un honor. Significa la oportunidad de conocer a otros artistas, irme incluyendo en el medio artístico. Es todo un universo nuevo. Como artista dejo de sentirme solo (…) puedo decir con seguridad que hallé mi espacio en el arte (…), expresó.

Con el Premio Museo de Arte Valencia fue distinguido el artista de 27 años y radicado en Caracas, Max Provenzano y su obra (también fotográfica) Ajinomoto (2014). Como parte de su reconocimiento se prevée una exposición individual en los espacios de dicha institución cultural carabobeña el año próximo. Provenzano ha llevado a cabo diversos performances en múltiples escenarios culturales venezolanos.

El Premio Museo Alejandro Otero se destinó a Yholfran Ochoa (Carabobo) por su video Oscilación (2014) de 4 minutos y 11 segundos. El galardón consiste en una participación individual en las salas expositivas de este centro cultural del suroeste de Caracas en el año 2015. Al respecto de su propuesta, Ochoa comentó: “En esta serie de videos lo que se impone es su propia ‘materia prima’, sus códigos y su lenguaje: el sonido de la luz, puntos luminosos en una pantalla, píxel, distorsión, ruido, variaciones temporales, efectismo electrónico o digital, loops, ausencia de la narrativa clásica. Aun sigo buscando la autorreferencialidad”.

Como Mención Especial fue escogido Félix Morillo, de 35 años y también oriundo del estado Bolívar, por su serie Muestra inservible. Este joven creador es licenciado en Educación, mención Desarrollo Cultural, y cuenta con numerosas exposiciones individuales y partipación en muestras colectivas. De igual manera, incluye en su haber considerables premios, reconimientos y  menciones en distintos salones y certámenes de todo el país y está representado en colecciones públicas y privadas, no solo en Venezuela, sino en América Latina, Europa y Asia.

Octubre joven se despliega actualmente y hasta el mes de enero de 2015 en el Museo de Arte Moderno Jesús Soto. Los visitantes podrán aproximarse a todas las piezas de los artistas y un colectivo provenientes de la convocatoria realizada a nivel nacional y ser testigos de un encuentro que busca promover y mostrar la labor de autores emergentes. Esta iniciativa nació en 2011 de la mano de un grupo de artistas valencianos con el fin de incentivar el trabajo de nóveles creadores, para dar lugar a una exploración del talento actual y al contraste y exposición del arte contemporáneo.

El apoyo y visibilización a la labor creativa de nuestros jóvenes y emergentes artistas es otra iniciativa del Ministerio del Poder Popular para la Cultura. (Fin / FMN. T / Ana Dos Santos)